miércoles, 21 de abril de 2010

El por qué de que algunos estén sentados

LECCIONES DE LAS GRANDES EMPRESAS

Un cuervo estaba sentado en un árbol, sin hacer nada en todo el día.


Un conejito lo vió y le preguntó:
“¿Puedo sentarme como tú sin hacer nada todo el día?”

El cuervo respondió: “Claro, ¿Por qué no?”
Así que el conejito se sentó en el suelo, bajo el árbol, y descansó.

De repente, apareció un zorro que saltó sobre el conejo… y se lo comió.

Moraleja de esta historia:


Para pasarte el día sentado, sin hacer absolutamente nada,

debes estar sentado … muy, muy arriba.



3 comentarios:

lidiaazul dijo...

Ayyy¡¡,que terrible lecciòn Mabel¡¡parece hecha por los poderosos de turno¡

Bacterius Argentum dijo...

exelente madam exelente

M@bel_es_ Azul dijo...

Lidia: sin dudas!!!! Jaaaaaaaa


Bac: de nada!

miércoles, 21 de abril de 2010

El por qué de que algunos estén sentados

LECCIONES DE LAS GRANDES EMPRESAS

Un cuervo estaba sentado en un árbol, sin hacer nada en todo el día.


Un conejito lo vió y le preguntó:
“¿Puedo sentarme como tú sin hacer nada todo el día?”

El cuervo respondió: “Claro, ¿Por qué no?”
Así que el conejito se sentó en el suelo, bajo el árbol, y descansó.

De repente, apareció un zorro que saltó sobre el conejo… y se lo comió.

Moraleja de esta historia:


Para pasarte el día sentado, sin hacer absolutamente nada,

debes estar sentado … muy, muy arriba.



3 comentarios:

lidiaazul dijo...

Ayyy¡¡,que terrible lecciòn Mabel¡¡parece hecha por los poderosos de turno¡

Bacterius Argentum dijo...

exelente madam exelente

M@bel_es_ Azul dijo...

Lidia: sin dudas!!!! Jaaaaaaaa


Bac: de nada!